EL MÉTODO GODOY

¿QUÉ ES EL MÉTODO GODOY?

 El Método Godoy es una terapia combinada para el tratamiento de patologías linfáticas. Se trata de un método global de terapia linfática y de una nueva forma de tratamiento desarrollada tras más de 15 años trabajando con pacientes de Linfedema.

 Fue creado en Brasil por el Doctor Jose María Pereira Godoy, cirujano vascular y angiólogo (sistema circulatorio) y su mujer, Fátima Guerreiro Godoy, Doctora en Terapia Ocupacional en su clínica, cuya sede central ( Godoy & Godoy International School of Lymphatic Therapy) se encuentra en San José do Río Preto, SP, Brasil.

 El Método Godoy llegó a España de la mano de las fundadoras de la Asociación Española de Linfedema y consiste en una serie de terapias que pueden ser aplicadas de forma combinada

  •  Las técnicas que comprende el Método Godoy  están pensadas para adaptarse a cada paciente mejorando la circulación linfática a corto y largo plazo, ya que no sólo trabaja sobre el sistema linfático superficial, sino que acaba estimulando también el sistema linfático profundo.

¿EN QUÉ CONSISTE EL MÉTODO GODOY?

Al igual que en la terapia descongestiva completa, el tratamiento se realiza en dos fases: Fase Intensiva o de descongestión y Fase de Mantenimiento.

Como el Método Godoy parte también de la base de que cada paciente es diferente, la duración de las fases será variable.

Fase intensiva o de choque

 Con el tratamiento intensivo de la primera fase se consigue una reducción de volumen de aproximadamente un 10% diario y de un 40-50% semanal.
En los grados de linfedema I y II, es posible la reducción de más de un 90% de la hinchazón en pocas semanas.
En esta fase se recomienda realizar las sesiones lo más seguidas posible para obtener resultados óptimos y hasta obtener la mayor reducción de volumen posible.

Fase de mantenimiento

  El objetivo de la fase de mantenimiento es mantener en el tiempo los resultados obtenidos en la primera fase.

Las sesiones pueden ir espaciándose progresivamente y cobra mayor importancia el papel del paciente para cuidar y mantener los resultados.

UN MÉTODO CON BASE CIENTÍFICA

 El Método Godoy cuenta con numerosos artículos científicos publicados, al igual que sus correspondientes estudios clínicos que avalan su base científica a nivel internacional.

Los resultados obtenidos mediante el Método Godoy se alcanzan con mayor rapidez y perduran más en el tiempo.

 Durante los últimos 15 años, la Godoy & Godoy International School of Lymphatic Therapy ha evolucionado cada día gracias a la investigación constante y a la mejora de sus técnicas y terapias.

 Los doctores Godoy imparten cursos de especialización en el área linfo-venosa a nivel universitario en el continente americano.

  • En la actualidad, este método se está dando a conocer en Europa a través de la nueva sede autorizada por la Escuela Internacional Godoy & Godoy en Madrid.

 

LAS 6 TERAPIAS DEL MÉTODO GODOY

Las 6 técnicas que comprende el Método Godoy son las siguientes:

Terapia Linfática Cervical (TLC)

 La Terapia Linfática Cervical (TLC), o estímulo cervical del Método Godoy es una maniobra que se realiza en la zona clavicular próxima a la base del cuello, donde se produce la unión del sistema linfático con el circulatorio.

 Se puede utilizar esta técnica combinadamente junto con otras técnicas del Método Godoy y los pacientes pueden apreciar los resultados tras pocas sesiones.

 La Terapia Linfática Cervical produce la relajación del paciente a la vez que estimula la circulación de la linfa de todo el cuerpo desde ese punto.

Terapia Linfática Manual

  La Terapia Linfática Manual o drenaje linfático manual (DLM) es otra de las terapias que forman parte del Método Godoy. Se puede hacer uso como terapia única o combinada con el resto de técnicas que componen el Método Godoy.

 Consiste en maniobras manuales suaves y lineales que estimulan la circulación de la linfa para el drenaje de los vasos linfáticos y, en consecuencia, la reducción de la hinchazón.

 Estas maniobras se realizan en sentido ascendente, siguiendo el camino del sistema linfático, y suele aplicarse con la ayuda de una crema neutra que favorece el deslizamiento sobre la piel. 

Terapia Linfática Mecánica

 La Terapia Linfática Mecánica ha sido desarrollada por los creadores del método Godoy tras años de investigación. Se aplica con una máquina específica bajo la denominación de RAGodoy®.

 Estas máquinas favorecen la circulación de la linfa gracias a la bomba muscular producida mediante la movilización pasiva de los miembros superiores (brazos) o inferiores (piernas).

Suele aplicarse con el miembro afectado cubierto con el vendaje multicapa o una prenda de compresión. También puede utilizarse material accesorio como vendas Mobiderm para romper zonas fibrosadas.

Este aparato linfático ayuda a la destrucción de la fibrosis, así como la formación y evacuación de la linfa del miembro afectado por Linfedema o por otras patologías.

Terapias de compresión–contención

 Las terapias de compresión o contención son la utilización de vendajes y de prendas compresivas. Resultan primordiales en las distintas fases del tratamiento y ayudan a la reducción del volumen y la fibrosis del edema así como a su mantenimiento posterior

 Las prendas de compresión deben ser llevadas por el paciente durante las 24 horas del día en la fase intensiva del tratamiento. Deberá ajustarlas y adaptarlas cada vez que sea necesario. Es de vital importancia para la terapia y requiere del compromiso del paciente.

Una vez finalizado el periodo intensivo, el paciente conseguirá mantener los resultados mediante la utilización de una prenda de contención hecha a medida con tejidos de baja elasticidad en la mayoría de los casos. 

El objetivo del tratamiento es la normalización del edema y el mantenimiento de los resultados, no solo la reducción.

Terapias para la piel

  Las terapias para la piel son los cuidados minuciosos que deben seguirse diariamente para limpiar la piel del brazo o de la pierna insistiendo en las zonas con pliegues.

 Es muy importante secarlo adecuadamente para evitar zonas húmedas y prevenir la aparición de hongos o heridas. La hidratación posterior es necesaria para revisar que no haya cambios (enrojecimientos, manchas, aumentos de temperatura, heridas, picaduras…) y para mantener la piel humectada (con una capa protectora).

Estos cuidados son importantes siempre en cualquier tratamiento de Linfedema o Lipedema.

Educación del paciente para el mantenimiento de los resultados

Resulta de vital importancia que los pacientes se involucren en la recuperación de sus lesiones. En el caso del Linfedema, deben seguir una serie de recomendaciones todos los días como:

  • Hacer ejercicio.
  • Llevar siempre puesta la prenda de compresión.
  • Mantener el peso adecuado.
  • Comer sana y equilibradamente.
  • Hidratarse por dentro y por fuera.
  • Evitar infecciones en la zona afectada protegiéndola de picaduras de insectos, cortes, quemaduras o pinchazos.
  • Mover la extremidad afectada.

 Otros consejos prácticos son no usar ropa o accesorios que compriman demasiado, evitar tomarse la tensión en ese brazo y procurar utilizar la extremidad con prudencia pero con toda la normalidad que sea posible en las actividades de la vida diaria

Realizar estas actividades con la prenda de compresión puesta ayudará a mantener los resultados del tratamiento y a prevenir un posible empeoramiento

En los casos de Lipedema, también es fundamental que éstas pacientes adopten una serie de cuidados en su día a día como:

  • Mantenerse en un peso adecuado.
  • Realizar ejercicios adecuado a sus necesidades.
  • Utilizar las medias cuando sea necesario.
  • Cuidar la piel.

¿CUÁLES SON LOS BENEFICIOS DEL MÉTODO GODOY?

 Los beneficios directos que se obtienen, como consecuencia de la aplicación del Método Godoy, son los siguientes:

  • Reducción del volumen del brazo o pierna.
  • Disminución de la fibrosis del edema linfático.
  • Mejora de la movilidad funcional articular del miembro afectado.
  • Mayor cuidado de la piel, para prevenir infecciones.
  • Disminución del dolor y las molestias relacionadas con distintas patologías.
  • Prevenir la progresión de la enfermedad.
  • Posibilitar la vuelta a una vida normal del paciente mediante la mejoría de su calidad de vida.

 En Mimar Clínica de Fisioterapia en Valencia estamos acreditados oficialmente para realizar el tratamiento Godoy.

 Entendemos que cada paciente es único y por ello elaboramos un tratamiento especializado para cada paciente.

Contáctanos para valorar tu caso o pídenos más información sin compromiso.

¡Te esperamos!

error: El contenido de esta página se encuentra protegido!!
Ir arriba